¿Te preguntaste alguna vez cuál es tu estrategia de búsqueda laboral? ¿Eres de las personas que aplican a todas las vacantes que ven? o ¿Solo aplicas a aquellas en las que cumples el 100% de los requisitos?

Si te identificaste con alguna de estas preguntas, este artículo es para tí. El proceso de búsqueda de trabajo puede ser un momento de mucha incertidumbre y eso a veces genera ansiedad e incluso angustia. Por eso es muy importante que te tomes un tiempo para diseñar tu búsqueda, y aprovechamos para darte algunas técnicas que pueden ayudarte.

Para poder encontrar el trabajo que buscas es importante que sepas qué estás buscando. Parece una obviedad, pero no lo es, es muy sencillo perder el foco y empezar a aplicar a trabajos que en realidad no nos interesan.

Le pedimos a Pamela Mendoza, consultora en Recursos Humanos con más de 10 años de experiencia en empresas líderes, que nos comparta algunas técnicas que puedes utilizar para identificar tu camino:

“Ningún viento será favorable para quien no sabe a qué puerto se encamina”.

Planificar tu carrera te permite identificar el “puerto” al que deseas llegar y desarrollar objetivos profesionales a corto y largo plazo. Las investigaciones demuestran que la planificación se asocia con carreras más exitosas y un mayor nivel de satisfacción laboral, y en consecuencia, una mejor calidad de vida.

Cuando inicias la búsqueda laboral debes enfocarte en encontrar un trabajo y una organización acorde a tu propósito y a los objetivos que tienes. ¡Se protagonista de tu propia carrera! no hay caminos correctos o incorrectos, anímate a diseñar el tuyo.

¿Qué herramientas pueden ayudarte a identificar tu propio camino?

1. Autoconocimiento de manera continua

Así como el mundo del trabajo cambia de manera rápida y constante, también las personas se van transformando. Por eso la planificación de carrera no es un proceso que se hace una sola vez en la vida, sino que es una actividad continua que debes repensar en cada etapa de tu vida.

¿Qué debe contemplar tu plan de carrera? Tus habilidades y talentos, valores, intereses y estilo de vida deseado. Algunas preguntas que te pueden servir para pensar son:

  • ¿Qué estilo de vida quiero llevar?
  • ¿Cuáles son las habilidades que me diferencian?
  • ¿Qué valores son realmente importantes para mí?
  • ¿El puesto al que deseo aplicar, es consistente con mis valores, mis habilidades, intereses y estilo de vida deseado?

2. Investiga sobre el contexto y el mercado

Es importante tener esto en cuenta para tomar decisiones acertadas y realistas. Puedes preguntarte:

  • ¿Cuál es la demanda laboral actual y futura para el puesto al que deseas aplicar o el campo en el que quieres desarrollarte?
  • ¿Es un campo con poca o mucha oferta de profesionales?
  • ¿Qué habilidades se requieren?
  • ¿Cómo afectará este trabajo a tus objetivos de carrera, a tu vida personal y la de tu entorno?

3. Prioriza tus opciones

Date el tiempo para priorizar las distintas propuestas que se te presentan en la búsqueda laboral, ¿Cuáles son las que representan un mejor balance entre tus objetivos de carrera de corto y de largo plazo, tu recorrido laboral y tus habilidades? El equipaje ideal para recorrer tu camino es la flexibilidad: puede que el puesto al que estás aplicando no sea el trabajo de tus sueños, pero, ¿te acerca al objetivo que trazaste?. Itera y redefine tu plan de carrera y tu búsqueda laboral siempre que sea necesario.

Por último, establecer redes personales y profesionales estratégicas que te ayuden a pensar prioridades futuras, nuevos desafíos y que te acompañen en el desarrollo profesional es clave.

No olvides que cada paso en tu desarrollo profesional cuenta, si te enfocas solamente en el puerto de destino corres riesgo de no disfrutar de las estaciones intermedias ;)

¡Gracias por tus tips, Pame!

Agarra una hoja (abre un documento!) y hazte todas estas preguntas para diseñar tu futuro profesional. Y no olvides que es importante lo queremos pero es más importante la forma en la que lo comunicamos.

¿Qué están diciendo tus redes acerca de ti? ¿Estás contando la historia que quieres contar? Revisa tus perfiles: LinkedIn, CV y portfolio. Anímate a contar tu historia, mira los tips en nuestro artículo de Storytelling.